Cargando

Síntomas hiperplasia prostática benigna
Compartir: 

El crecimiento prostático, o hiperplasia benigna de próstata (HBP), es una condición degenerativa a través de la cual la próstata aumenta de volumen, causando obstrucción en la salida de la orina.

La próstata es un órgano que produce parte del eyaculado masculino y se sitúa por debajo de la vejiga, rodeando al conducto por donde pasa la orina llamado uretra.

El crecimiento prostático o HBP es muy común entre los hombres. De hecho, entre el 55 y el 65 % de los hombres mayores de 60 años tienen signos y síntomas de HBP. La incidencia de esta condición aumenta hasta en un 90 % en los hombres de 85 años.

Síntomas de HBP o crecimiento prostático

¿Cómo reconocer que tienes crecimiento prostático?  Estos son los síntomas del HBP:

  • Disminución del chorro urinario.
  • Dificultad para iniciar la micción.
  • Aumento de la frecuencia urinaria durante el día.
  • Sensación de urgencia de miccionar.
  • Necesidad de despertarse por la noche a orinar.
  • Ardor al orinar.
  • Chorro de orina intermitente.
  • Sensación de vaciamiento incompleto después de orinar.

Si estos síntomas empeoran pueden causar otros problemas como: infecciones urinarias, cálculos en la vejiga, sangre en la orina o daño a los riñones.

Por lo tanto, es importante que, si presentas uno o todos estos síntomas, acudas al urólogo, quien realizara un examen completo para evaluar tu próstata.

Para complementar el diagnóstico, el médico puede ordenar algunos estudios como un antígeno prostático específico (PSA), una uroflujometria, una ecografía y una uretrocistoscopia flexible.

Tratamientos para el crecimiento prostático

Dependiendo de la severidad de los síntomas, el tratamiento para el crecimiento prostático puede ser con medicamentos o con cirugía. Los medicamentos básicamente aliviarán los síntomas en muchos pacientes, pero el tratamiento definitivo es el quirúrgico.

La cirugía se puede hacer en forma convencional (abierta) o mínimamente invasiva. Esta última tiene muchas ventajas sobre la cirugía abierta, y se realiza a través de pequeños instrumentos que se introducen en la uretra, disminuyendo el volumen prostático, bien sea con técnica de resección (RTUP o RTUP bipolar) o vaporresección / enucleación con láser.

Es importante que te hagas chequeos regulares en tu próstata y tan pronto tengas alguno de los síntomas acudas al médico para evitar que el crecimiento prostático o HBP cause complicaciones mayores.